¿Qué tipos de Vinilos existen en el mercado y cuál me conviene para mi trabajo/proyecto?
En el mercado existen gran variedad de Vinilos, para todo tipo de necesidades. Si sabemos los tipos y variedades que existen, podremos escoger el que mejor se adapte a nuestra necesidad para un trabajo en concreto. Como casi todos los productos, existen de mejor o peor calidad. Dependiendo del uso al que vaya destinado, podremos escoger uno u otro, es decir, si nuestro vinilo va destinado a una superficie en la que existen muchos elementos de desgaste ( sol, viento, lluvia, calor, polvo, etc .. ), debemos de escoger uno de mejor calidad ( vinilos de exterior ) si no queremos estar continuamente renovando el vinilo, ya que nuestro diseño se verá desgastado y transmitirá una imagen totalmente opuesta a la que queremos ( los colores se queman, el vinilo se cuartea, se despega … en fin un desastre ). En cambio si el vinilo va destinado a una superficie que no presenta elementos de desgaste ( vinilos de interior ) podremos optar por una opción mas económica.
Al diferenciar vinilos de exterior o interior, a lo que realmente nos referimos es a un vinilo monomérico, polimérico o fundido (siendo éste último el de más alta calidad), la diferencia viene dada debido al proceso de elaboración. A su vez existe un factor a considerar, que son las micras(u) de éstos, a menor valor, más calidad …
Por ello los vinilos fundidos suelen tener menos micras que los vinilos polimericos.
Un vinilo polimérico puede poseer hasta el doble de micras de un vinilo fundido.
El Vinilo Fundido es el que posee más calidad debido a que su fabricación es a partir de un líquido que se solidifica formando un película extremadamente fina y estable. Ésto influye positivamente ya que se pueden adaptar mejor a la superficie al ser más blando (aunque la superficie presente alguna irregularidad) y por ello manipularlos mejor. Suelen ser usados para la rotulación de vehículos o elementos exteriores que presenten factores de desgaste debido a su resisten­cia.
Los vinilos Monoméricos y Poliméricos se fabrican mediante un proceso diferente, éste tipo de vinilos se crean a partir de una masa de plástico que pasa por unos rodillos comprimiéndolos y extendiéndolos. Éste último factor influye en su durabilidad ya que con el paso del tiempo la película tiende a perder elastici­dad y comienza a contraerse por lo que se produce un cuarteado del mismo. La diferencia entre el monomérico y polimérico lo dice su nombre básicamente, el polimérico posee polímeros añadidos que reducen su encogimiento, convirtiéndolos en una buena alternativa a los fundidos para usarlos en exteriores siempre y cuando no existan unos factores de desgaste severos. Con respecto a los monoméricos, pues es aconsejable usarlos para interiores o en exteriores que no pensemos mantenerlos mucho tiempo.
 
La vida media de los clasificados como monoméricos suele comprender 1 – 4 años , poliméricos 5 – 8 años y los fundidos de 1 O años en adelante. Los valores son aproximados porque como comentamos antes, dependiendo de las condiciones pueden durar más o menos años.